LIBRO: Skandar y el Ladrón del Unicornio

SKANDAR Y EL LADRÓN DEL UNICORNI

A. F. Steadman

En una semana donde la mayoría de mi familia cayo enferma con COVID, este libro mantuvo mi cordura. Lo venden como el sucesor de Harry Potter, y lamentablemente, pienso que no lo es y le hacen daño al hacer el marketing con esa premisa (y recuerdo en una Feria Internacional del libro, donde el encargado del stand de Urano gritaba a voz en grito que Eragon, de Christopher Paolini sería el sucesor de Harry Potter…pero lo compré, comencé a leerlo y me aburrí soberanamente y por ahí quedó a medio leer ¿dónde lo habré guardado? A lo mejor ahora si me entretendría…).

De este libro, debo decir que creo que sería una novela que le gustaría a los niños y jóvenes; tiene cosas que lo hacen muy interesante. Pero no me parece sucesora de nada.

Estos son los unicorniso que conocemos, pero no son los de la novela.

En el continente, los niños esperan cumplir 12 año para hacer un examen que los puede hacer merecedores de ir a la isla y volverse jinetes de unicornios. Los unicornios son seres mágicos, pero no los que estamos acostumbrados a ver: pueden ser muy sanguinario si son salvajes, y si el joven es electo candidato, el unicornio que le toque y él harán un vínculo especial y el unicornio le prestará parte de su magia. Ese vínculo durará hasta que el jinete fallezca, pues los unicornios vinculados no suelen sobrevivir a su jinete. Sin embargo, si el unicornio fallece, el jinete no perece. Solamente sentirá un vacío, la magia que se extingue al ya no tener a su unicornio. A medida que los jinetes y unicornios van construyendo su vínculo, los jóvenes sufren mutaciones.

Ahí hay un unicornio salvaje.

Skandar es un niño que vive en el continente y  no es popular en la escuela; su madre murió al poco tiempo de nacer él y ahora vive con su padre que tiende a la depresión y su hermana mayor, Kenna, que lo defiende de los acosadores que lo molestan. Kenna ya tuvo su oportunidad para hacer el examen el  año anterior, y reprobó, por lo que ahora se ve confinada a buscar una vocación en el continente. Skandar está preocupado porque si ella, que parece una jinete nata, no pasó, el no sabe qué suerte le espera.

En este primer libro, Skandar llega a la isla, se vincula con un unicornio y vivirá con otros 4 compañeros mientras van entrenando con sus unicornios aprendiendo a manejar los diferentes elementos. Cada uno va descubriendo cual es el elemento mágico de su unicornio (aire, agua, tierra, fuego)…pero Skandar tiene otro elemento, uno que han tratado de erradicar por considerarlo demasiado peligroso: espíritu.

La autora.

¿Quién es el tejedor, el jinete que ha robado uno de los unicornios más poderosos? ¿Para qué lo ha robado? ¿Qué tiene de especial Skandar, que llega a la isla pero sin haber hecho el examen en el continente? ¿Ya sabían que Skandar manejaría el elemento espíritu?

Como otros libros de escuelas mágicas, veremos las aventuras del primer año en la escuela, donde Skandar y sus amigos son denominados cascarones. Y por supuesto, termina justo donde seguramente arranca el segundo libro de la saga.

Pueden leer las primeras páginas del libro, aquí.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s