LIBRO: Quedan los Huesos

QUEDAN  LOS  HUESOS

Jesmyn Ward

Jesmyn Ward es estadounidense, nacida en 1977 en una pequeña ciudad rural de Misisipi. Tenía una relación de amor-odio con su ciudad pues dice que le hacían bullying en su escuela con compañeros negros, y después en una escuela con compañeros blancos (donde estudió becada gracias a la jefa de su madre).

 

En 1999 se graduó de la universidad de Stanford (y en un momento tuvo la  beca Wallace Stegner) y en el verano del año 2000 su hermano más pequeño murió atropellado. En el 2005 recibió una maestría de Escritura Creativa en la Universidad de Michigan y poco después de graduarse ella y su familia sobrevivieron al huracán Katrina. Esta experiencia la dejó traumatizada (se metió el agua a su casa, dice que cuando les llegaba a la cintura tuvieron que salir y tratar de ponerse a salvo, llegaron a un terreno donde pidieron ayuda y la familia blanca dueña del terreno les dijo que podían quedarse ahí afuera, pero que no podían meterlos en la casa porque ya no cabían…finalmente otra familia blanca les daría refugio). Vio cambiar la orografia del lugar pues hubo casas que desaparecieron y ya no volvieron a levantarse, al igual que personas que desaparecieron. Durante tres años no pudo escribir, pero después terminó una novela, «Where The Lines Bleeds».

Jesmyn Ward, 2017 MacArthur Fellow, in, Pass Christian, MS, on Tuesday September 19, 2017.

Estaba a punto de renunciar a su carrera de ser escritora y meterse a estudiar para enfermera, cuando le avisaron que su primer libro ya tenía editorial. Fue elegido como libro del club del libro de una revista y se le dio un premio en 2009.

Esta que he leído es su segunda novela, publicada en el 2011.

 

¿De qué trata? SPOILER: La  novela trata de una familia negra pobre que vive en el pueblo de Bois Sauvage, Misisipi. Está compuesta por el padre y sus 4 hijos: Randall de 17 años;  Skeetah, de 16;  Esch, de 15; Junior, de 6. Esch es la única mujer de la casa, y quien atiende a los varones.

Sus personajes se ven sometidos al la fuerza de la naturaleza.

Quien narra la historia es Esch. Viven al día. Skeetah está cuidando a su perra China, con la que gana dinero cuando la pone a pelear, y que al comenzar la novela acaba de tener una camada de perritos. Randall quiere ser basquetbolista y está esperando que un cazador de talentos de con él para poder ir a la universidad… ese es su boleto de salida, no tiene otro. Esch es una chica que está viendo cambiar su cuerpo, que le estorba, para el que no tiene ropa adecuada, y que los amigos de los hermanos toman para su propio disfrute personal sin que ella diga mayor cosa.

Viven en un lugar donde el padre es chatarrero, con un hoyo que se llena de agua, donde abundan los mosquitos cuando hace calor, que está sucio, deteriorándose…todo se deteriora: su ropa, sus relaciones, sus sueños. El  padre está obsesionado porque escucha en las noticias que viene un huracán, Katrina “los peores son los que llevan nombre de mujer”, dice el padre. Quiere prepararse para esa eventualidad, pero sus hijos poco caso le hacen. Skeetah solo parece apreciar a la perra, y está preocupado porque  los perros de la camada parecen no desarrollarse bien; Randall está más al cuidado  del hermano pequeño, que ha crecido un poco silvestre sin verdadera atención de nadie. Esch está preocupada por la escuela, y la vemos pensar en el mito de Orfeo y Medea y compararlo con su vida. FIN  DEL SPOILER.

 

Un libro terrible en el sentido de que llegas a sentir físicamente el derrumbe de la casa, la sordidez que hay en ella, la suciedad, la falta de esperanza de sus miembros, la falta de oportunidades. Por supuesto, también hay escenas violentas y las del huracán son especialmente espeluznantes.

En el año 2011 ganó el National Book Award, y durante el discurso de aceptación dijo que quiso convertirse en escritora para honrar la memoria de su hermano, que se dio cuenta con su muerte de la fragilidad de la vida. Quería escribir acerca de la experiencia de los negros, y los pobres, y las personas rurales del sur, para que quienes los han marginado durante tanto tiempo se den cuenta de que sus historias son universales, sus vidas también están plagadas de peligro, y son bellas y tan importantes como las de ellos.

En el año 2012 ganó el premio Alex (Alex Awards) que dan los bibliotecarios a libros escritos para adultos, pero que tienen un encanto especial para jóvenes entre 12 y 16 años de edad.

 

Su primer libro si es una memoria, y le hicieron una entrevista y le preguntaron si le había sanado escribirlo. Esto es lo que respondió: “Las personas me preguntan si me sanó escribir una memoria y de algún modo, lo hizo. ¿Acaso no es el primer paso reconocer que tienes un problema? Mi desaliento venía de ideas que recibí de niña que ninguna cantidad de apoyo podía borrar. En un nivel profundo, yo sabía que una niña negra pequeña de una familia pobre no valía mucho a los ojos del mundo. Pero podía leer. Y aprendí a escribir. Y se que escribir puede hacer un mundo mejor para mi hija, y pienso que eso vale la pena hacerlo. Creo que esa es una razón para tener esperanza”.

Es una escritora que vale la pena seguir conociendo. Ya ha ganado otro National Book Award por el libro «Sing, Unburied, Sing».

 

8 comentarios

    • Tía Iraís:
      creo que de ella vamos a escuchar mucho 😉 su siguiente novela aún no está traducida al español, pero tiene también muchos comentarios positivos (se llama en inglés, «Sing, unburied, sing»
      un beso,
      Ale.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s