LIBRO: When Parents Text

when parents textWHEN  PARENTS  TEXT

So much said, so little understood.

Lauren Kaelin/Sophia Fraioli

 

El título en español sería algo así como “Cuando los padres textean: se dice mucho, pero se entiende poco”. 2 jovenes americanas comenzaron a hacer un blog con todos los malentendidos, chistes involuntarios y confusiones que tenían al textear con sus padres. Han tenido tanto éxito (pues otros cibernautas les comparten sus propios suplicios) que ya editaron un libro (“¡Qué bonito, qué bonito,  estar riéndose  así de sus mayores!” diría mi nonna a quien escucho perfecto en mi cabeza). ¡Ahh la brecha generacional!

Este es un excelente libro medicina, que a veces se me caía de las manos con las carcajadas que me hacía soltar. ¡Y lo mejor! es que con este libro cierro el reto de leer 20 libros en inglés durante el año (¡Yei! ¡ya llevo dos retos terminados!).

Querido Andy: ¿cómo estás? Tu madre y yo estamos bien. Esperamos poder verte la próxima vez que tu computadora se descomponga y tengas que bajar por algo de comer. Con amor, papá y mamá.
Querido Andy: ¿cómo estás? Tu madre y yo estamos bien. Esperamos poder verte la próxima vez que tu computadora se descomponga y tengas que bajar por algo de comer. Con amor, papá y mamá.

Les dejo algunos pasajes de su web. El nombre antes del mensaje, es quien lo texteó.

 

Mamá: Habrá oportunidad de comprar con mamá en Walmart más tarde en este día, alrededor de las 4:45pm. ¡Tienes dos maneras de aprovechar esta oferta! Puedes verte con tu madre a las 4:45pm hoy en el Walmart y tener la experiencia de comprar con ella en vivo. O puedes mandarle tu lista y tener tu despensa depositada en tu casa con una sonrisa más tarde. ¡Tú eliges! ¡No esperes pues es una oferta de tiempo limitado!

Mamá: la casa que está al final de la calle resultó ser un laboratorio de metanfetaminas. Hay una cinta precautoria y toda la cosa.

Yo: ¡es de locos! ¿ conocías a esas personas?

Mamá: no, pero no regaban su jardín, así que no me extraña.

Yo: Karina dice que tienes un bigote épico.

Papá: se llama Beowulf.

Mamá: ¡ven conmigo!

Yo: estoy doblando ropa en este momento

Mamá: bien, ya podrás seguir doblando prendas sobre  mi ataúd.

Papa: ¿Qué estás haciendo?

Yo: estoy en la casa de la abuela. ¿Qué necesitas?

Papá: quiero galletas, de chocochip. Consíguelas. Pagaré.

Yo: pregúntale a mamá.

Papá: ya lo hice, dice que ella no irá. Tráeme las galletas por favor.

Yo: lo haré cuando vaya camino a casa.

10 minutos después…

Papá: olvídalo. Mamá encontró los mensajes. ¡No galletas! ¡abortar misión!

Yo: ¿alguien le dio de comer al gato?

Papá: a lo mejor Shannon

Yo: ¡soy Shannon!

Papá: entonces no

Yo: hay un grillo inmenso en la sala de mi casa  no hay nadie aquí que quiera matarlo.

Papá: probablemente te coma la cara mientras duermes.

(Ya escucho a este papá haciendo muajajá)

FIL-portada-2-600x274

Sobre la FIL, les puedo contar que aunque ya ha regresado un poco a la normalidad (entendiendo por esta tumultos cuando está abierta a todo el público y demasiadas actividades donde  uno termina apanicado porque quieres ir a todas y no se puede), ya no hay tanta seguridad (ya se fueron los  soldados), todavía estaban revisando bolsas y haciéndote pasar por los detectores de metal.

Entré a la conferencia: “El español, la mayor lengua materna de comunicación internacional” y la pasé muy bien ahí. Estuvieron Jaime Labastida Ochoa, Felipe Garrido, Gonzalo Celorio, Concepción Company (¡divertidísima!) y José Manuel Blecua, moderados por Ignacio Padilla. Aprendí cosas que no sabía sobre este idioma. ¡Y lo complicado que ha sido irnos entendiendo los hispanohablantes! Que será el mismo idioma, pero en cada país tiene sus particularidades. (Que si somos demasiados propios, que si pedimos todo por favor, y usamos muchos diminutivos). Y después estuve en la Gala de la Lectura. Aquí les dejo lo que dice el periódico de este evento.

Anuncios

18 comentarios

  1. Me has recordado un poco al libro de Weir things… bueno “el de las librerías” para mí, que estaba en inglés y que me leí por ti y me reí mucho, aunque a veces me deprimía ver la poca vergüenza que tiene la gente.

    ¿En tu país lo pedís todo por favor? ¡¡Que viva México!!

    • Loque:
      ¡si, se parecen ambos libros!
      Todo lo pedimos por favor. Concepción Company decía que en España les asombra que uno (vaya, un mexicano) diga al momento de pedir la cuenta: ¿Te molesto con la cuenta por favor? cuando allá la piden sin más y además ¿cómo se van a molestar porque quieren pagar?. En promedio dijo que acá usamos 14 palabras para pedir algo y allá 4. Y además, decimos “por favorcito” 😉
      ¡Que viva México! si señor, jajaja.
      Un beso,
      Ale.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s