LIBRO: Frankestein

CL_Frankestein.fh11FRANKESTEIN

Mary Shelley

 

 

Viktor Frankenstein es rescatado por un explorador inglés de un hielo en el que flotaba en el Polo Norte. Le cuenta su historia: hijo de una familia pudiente suiza, lo mandan a estudiar fuera y pronto encuentra un tema que lo apasiona. Todas sus habilidades y tiempo serán dedicadas de manera obsesiva a tratar de dar vida a un ser que construye de varios cadáveres. Esto lo alejará de los demás, dejará de mandar cartas a casa, su salud se resentirá…pero al final tiene éxito. Horrorizado al ver a esta creatura deforme despertar a la vida, huye horrorizado.

Sin embargo, la creatura resulta un ser sensible, que anhela ser amado y aceptado. Es inteligente, pues tiene que aprenderlo todo: como procurarse alimento, defenderse de los cambios climáticos, el lenguaje para poder comunicarse y a esconderse porque sabe que su apariencia horroriza. Es generoso y busca ser servicial, siempre para ser atacado por su aspecto. Esto lo hace refugiarse cerca de una familia a quien aprecia y a la que vigilará, aprendiendo de ellos y ayudándoles en sus tareas tan solo para verse una vez más rechazado.

Robert de Niro interpretando a Frankenstein en 1994.
Robert de Niro interpretando a Frankenstein en 1994.

Herido por este desdén de la sociedad, buscará a su creador para pedirle le haga una compañera y que pueda abandonar la vida de soledad a la que lo ha destinado. Frankestein accede, pero preocupado que después dos monstruos puedan asolar las ciudades, deshace su segunda creación antes de darle vida con lo que el monstruo le dice que se vengará y lo hace dejando a Frankestein sin seres queridos, condenándolo a una soledad similar a la suya.

Lo que más me sorprendió al leer el libro fue darme cuenta de que Frankestein era el creador, y no el creado. Y que no era un monstruo. Se convirtió en uno por la respuesta de la sociedad hacia él. ¿No todos tenemos dentro un Frankestein? Nos obsesionamos con algo, tan solo para darme cuenta de que ese algo no es lo que queríamos tener; o una parte de nosotros mismos que rechazamos por parecernos poco digna, poco bella y esa parte saca sus garras para que le hagamos caso (un poco el concepto de la sombra, de Jung). En tanto no se acepte, seguirá tratando de manifestarse en el mundo consciente. Aceptándola, puede ser un servicial amigo que nos ayude a desarrollar nuevas habilidades. Pero reprimiéndolo, hará de nuestra vida un infierno, tal como hizo la creatura a Viktor.

 

Mary Shelley, la autora.
Mary Shelley, la autora.

La autora de esta obra tenía tan solo 18 años al escribirla. Había sido huérfana de madre desde el nacimiento (su madre murió al dar a luz) y su padre volvió a casarse cuando ella tenía 3 años –y al parecer, no se llevaba bien con la madrastra). Cuando tenía 17 años se fugó con un seguidor de su padre, el poeta Percy Bysse Shelley que ya estaba casado. Y a donde ellos iban, los seguía la esposa de Shelley embarazada. Después de un tiempo, la esposa de Shelley se suicida, al igual que una hermana de Mary que también había huído con ella. Esto hizo que la sociedad no los viera con buenos ojos.

El 16 de Junio de 1816, estando en Ginebra con unos amigos (George Gordon Byron, John William Polidori, Claire Clairmont), una tormenta les previno de salir, y ahí, se puso un reto: escribirían cuentos de terror para entretenerse. El cuento de Mary es este: Frankestein o el moderno Prometeo.

Este libro me va a servir para dos retos: Clásicos y el de Meribélgica (autores de vida escandalosa).

Anuncios

46 comentarios

  1. La novela la leí el año pasado dentro de los títulos que se eligieron ese año para el club de lectura y me desilusionó bastante. Aún entendiendo que no era una escritora y reconociendo que hizo algo totalmente distinto en su época. La verdad es que la novela padece exceso de drama, le faltan datos en puntos importantes de la historia como es creación del monstruo, y los protagonistas tienen una tendencia demasiado enfermiza a sentirse siempre desesperados y sin esperanza.
    Me pareció bastante soporífera. La película del 94 hizo gracias a su guión una historia mucho más aceptable en nuestro tiempo.

    • Mariuca:
      creo que la desesperanza y el exceso de drama tienen que ver con la época en que fue escrito (estaba de moda el romanticismo)..es decir, es una obra de su tiempo. Pero si puedes pasar de eso, es muy entretenida. Supongo que no escribió sobre la creación del monstruo porque a lo mejor no le daba para tanto la imaginación 😉
      ciertamente hay clásicos a los que no se les nota el paso del tiempo, a este si que se le nota…
      un beso,
      Ale.

  2. No sé si lo he hecho ya antes, pero te recomiendo “Remando al viento” una película española (con factura internacional) en la que se cuenta esa noche en la que se escribió este libro y algunas cosas más…

    Yo la vi hace muchos años y no sé si me gustaría de verla ahora, pero sí que tenía un planteamiento muy original, sobre todo para ser cine español.

  3. Tomo nota, y creo que pronto la leeré por que me atrae muchísimo. Éste fue uno de los libros que regalé a mi sobrino ( con 15 ó 16 años) a ver si por fin se aficionaba con la lectura
    Besos
    Emma

  4. Este es de esos libros que parecen esconder muchas cosas que incitan a investigar sobre el autor y te das cuenta que el autor tiene muchas historias buenas que contar de su vida.
    Me gusta la dualidad de la historia al plantearnos situaciones en la que refelxionar… aunque al parecer el libro se aleja bastante de lo que se ha visto y clichado una y mil veces en la televisión y el cine…

    • Forastero:
      tienes razón, al parecer se sabe mucho del libro (y datos erróneos). ¿Por qué será?
      y todo lo que hay alrededor de él (y en él) sin duda es interesante.
      Un abrazo,
      Ale.

  5. A pesar de la fama que tiene este libro (respecto al mounstro en sí) lo cierto es que de claro tinte filosófico, con muchas reflexiones. A mí me gustó mucho en su día, uno se pone en los zapatos del ser creado por el Doctor Frankenstein enseguida.

    Fíjate que nunca la habría situado como “autora de vida escandalosa”, aunque es cierto que en la época lo sería. De hecho, tengo problemas para encontrar un autor de esa categoría, ¡al final tiraré por Bukowski, como todos!

    • Hierba Roja:
      ¡si, uno se pone en los zapatos de la creatura! me caía mejor que el Dr. Frankestein 😉
      Pues yo la pondré en esa categoría (en esa época debe haber sido algo totalmente contrario a lo establecido)
      un beso,
      Ale.

  6. No deja de ser curioso que el libro que nos presentas hoy no me suene, porque veo que existe cierta unanimidad respecto a lo interesante que puede resultar la lectura. Lo investigaré un poco más. Gracias y buena semana,

  7. Me gustó muchísimo este libro pese a la cantidad de versiones cinematográficas que había visto antes de leerlo. De hecho me parece una lectura interesante desde el mismo momento en que investigas la concepción de la historia. Cómo me hubiera gustado estar esa noche ahí
    besos

  8. Lo leí y releí hace unos cuantos años. Y es que la primera lectura me dejó tan sorprendida de toda la carga reflexiva que tenía la obra que necesité una segunda lectura para disfrutarla de pleno. Esperaba la típica novela de terror y no la encontré. Pero en su lugar hallé toda una joya.
    Besotes!!!

  9. Hola Ale,
    Una obra algo desvirtuada por tanta versión para cine y televisión e incluso por otras adaptaciones literarias. Hay mucho más de lo que parece pero en el libro original. Muy recomendable. un beso 🙂

  10. Es uno de los libros que sé que debo leer, pero a veces una no sabe de donde sacar el tiempo. Además la historia de la autora es fascinante, creo que la película española “Remando al viento” trata sobre ella.Besos.

  11. Hola, Ale.

    Este libro es de los que llamo falsos conocidos. Todos hemos oido hablar siempre del monstruo de Frankenstein pero lo que no sabemos es que es el propio Frankenstein quien hace que su creación se convierta en un monstruo.
    A veces digo que es una historia de amor -o de ausencia de ella. Es uno de mis libros preferidos y de esos que creo que todo el mundo debería leer.
    Ah, si no la has visto te recomiendo El jovencito Frankenstein, una peli muy, muy divertida

    P.D: como autor de vida poco ejemplar me debato entre Poe y Oscar Wilde 😀

    • Lammermoor:
      tienes toda la razón ¡es un falso conocido! (me encantan las categorías que haces). ¿Conoces más libros donde se de este fenómeno?
      buscaré la película 😉 ¡gracias por la recomendación!
      Hey, muy buenos tus autores de vida poco ejemplar ¡no se me había ocurrido!
      un beso,
      Ale.

  12. Te recomiendo la misma película que nombraron por ahí arriba, tiene un gran elenco y cuenta un poco cómo crearon estos relatos y las vidas “escandalosas” de estos escritores.
    Besos

  13. Hola Ale!
    Lo tuve como lectura obligatoria en segundo de carrera y he de decir que es de los pocos libros, sino el único, que me ha encantado a pesar de ser obligatorio. Porque a mí el solo hecho de que me digan en algún curso “tienes que leer esto”, ya me predispone a odiarlo. Creo que soy una lectora rebelde jaja
    Pienso que es una gran obra, que tiene todos los elementos del romanticismo del siglo XIX, paisajes góticos, noches tormentosas, soledad… Donde creí que iba a encontrar monstruosidad, encontré ternura, miedo, desesperación y me tocó muy hondo.
    En mi opinión es maravillosa y me han entrado muchas ganas de releerla, aunque sea algunos fragmentos para poder recordarla mejor.
    Me ha gustado mucho los apuntes sobre la autora, porque no los conocía todos 🙂 Eres genial haciendo entradas interesantes!
    Un abrazo muy fuerte!

    • Ma. José:
      ¡si te digo que somos almas gemelas! me sucede igual: basta con que algo sea obligatorio para que yo quiera ir a mi aire 😉
      me gustó mucho conocer el libro y darme cuenta de que lo que sabía de él, estaba mal. No se si suceda esto con muchos libros.
      Por lo demás ¡gracias! me quedo como pavorreal
      un beso,
      Ale.

  14. De no haberlo leído ya, te aseguro que me iría corriendo a por él!!! 😛
    Está claro que este libro tiene un fondo que va más allá de una historia de terror.
    Como siempre, una reseña estupenda.

  15. Ale como me ha gustado lo que nos cuentas!
    Mira que había oído mil cosas de Frankenstein pero nunca me había preocupado de conocer su verdadera historia. Creo que me he estado perdiendo una novela muy interesante y no creo que tarde mucho tiempo en leerla.
    Me ha parecido muy interesante lo que nos cuentas sobre su autora! Vaya lío de huida se tuvo que organizar ahí, con la mujer embarazada de por medio. Me he quedado con muchas ganas de saber más cosas sobre su historia.
    Mil gracias por esta estupenda entrada.
    Un besito!

    • Marie:
      pues ya ves que me han recomendado una película que trata de la noche en que se gesto escribir esta historia, y debe estar muy bien 😉
      Gracias a tí por leerla,
      Un beso,
      Ale.

  16. Me encanta este tipo de cuentos largos. Ahora ya sé porqué lo del moderno Prometeo. Prece que ahora ha vuelto otra vez eso de ir en bisca de tu creador, y el rechazo del creador a su criatura. Tienen algo estas novelas, y desde luego, Mary Shelly, una gran capacidad para escribir algo así con 18 años. La anécdota de la Villa en Ginebra es genial.

  17. Por supuesto, conozco la historia, pero aún no he leído el libro. Da un poco de pena el “monstruo”, verdad? pobrecín 😦
    En cuanto al reto, no sabía que podía servir para los autores de vida escandalosa, así que igual lo utilizo también, jejeje.
    Un beso muy grande, Ale!

  18. Ale, me ha gustado mucho leerte!! Es genial ver cómo hablas de éste libro. Aún no he me he atrevido a leerlo, aunque me gustaría mucho. Me gusta saber que fue Mary Shelly quien lo escribió y que su madre fue la propulsora de los derechos de la mujer. Esa simbiosis entre ambas, me gusta.
    Lo que transmite el libro, jamás lo había leído como tú lo has contado. La creatura, no es creada. Ciertamente, creo que todos llevamos un Frankenstein en nuestro interior, al que tenemos que dejar volar de cuando en cuando…para no convertirnos en monstruos. Muchas veces somos los demás quienes formamos monstruos.
    Me ha gustado muchísimo leer esta entrada. Espero algún día encontrarme con Frankestein y su autora.
    Besos mil

    • María:
      Frankestein me hizo ser consciente de que al alejar a alguien, no darle la suficiente atención, puede crear un terrible ser que te persiga sin descanso. (Ya sea una persona, o bien, algo de uno mismo).
      Siempre son los lazos del cariño los que logran rescatar a los demás, y a nosotros.
      Un beso,
      Ale

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s