LIBRO: La Metamorfosis

LA  METAMORFOSIS

Franz Kafka

Adaptación de Peter Kuper

Gregory Samsa es un hombre jóven, vendedor de seguros cuyo trabajo mantenía a su familia (Padre, Madre y una hermana de 17 años) y amanece un día convertido en insecto.

¿Cómo sucedió o por qué? Esto no parece ser importante. Pareciera que desde antes se sentía ignorado, simplemente era el proveedor de la familia. Esta  no parece preocupada por cómo se siente, qué le pasará o si esto es temporal o permanente, se limitan a observar con asombro, luego repugnancia y finalmente con odio.

Esta historia me hizo pensar ¿es posible vivir en una familia y sentirse aislado? ¿Qué no se pertenece a ella? ¿Existen  familias en que la comunicación se limita a indicar qué es lo que cierto miembro tiene de desagradable, lo pesado que es vivir con alguno de ellos, y violentar con las palabras y actitudes a uno de ellos? Seguro que si. La violencia en los hogares es hoy común y me parece que este libro la retrata bien.

 

Sin embargo, es en la familia donde aprendremos (o deberíamos aprender) a convivir de manera sana, a ser respetuosos, a hacer acuerdos en pos de la convivencia, a servir a otro, a amar. Debiera ser el lugar seguro donde encontremos estímulos para desarrollar nuestros talentos, y en donde, con amor, se nos señalen las áreas donde debemos crecer.

 

Cuando esto falla, el personaje atacado termina sintiéndose tal como Samsa: como un insecto. Gregory era maltratado por su familia. Hablaban de él –peyorativamente- ignorándolo, y finalmente decían que ojalá desapareciera.

 

¿Qué sucede cuando esto se da un un ambiente familiar? La persona deja de sentirse digna y parte de su humanidad comienza a perderse, tal como le sucedió al protagonista del libro. Hay depresión y la muerte parece ser la única manera de terminar con el sufrimiento.

Teresa de Calcuta decía: “la medicina puede curar las enfermedades del cuerpo, pero la soledad, la desesperación y a falta de perspectivas sólo se curan con amor. Hay un número grande de personas en el mundo que mueren porque no tienen siquiera un pedazo de pan, pero un número más grande todavía mueren por falta de amor”

 

Las ilustraciones de esta versión son maravillosas. Fernando mi hijo lo devoró. Su conclusión fue “nadie debería sentirse así dentro de una familia. No lo puedo creer”

Anuncios

52 comentarios

  1. Cuánta razón tenéis tú y tu hijo.

    ¿Te puedes creer que nunca he sabido por qué se convertía en insecto? Claro, ahora tiene sentido.

    Me has recordado una frase que oí en una película, se la decía una hija (precisamente) a su padre, que era la que tenía la fortuna familiar desde que la madre se suicidó.

    A la chica siempre le habían dicho que su madre estaba loca, o algo así, y un día que su padre la está ninguneando, se enfrenta a su padre y le dice algo como:

    – Ahora lo entiendo. Le hablabas así a mi madre ¿verdad?. Le hablabas así, como si fuera nada, hasta que poco a poco ella empezó a creerselo.

    • Loque:
      la escena me suena, pero no recuerdo dónde la vi (los antigripales me están matando y acaban con mis neuronas).
      Esta edición ilustrada está muy buena para los jóvenes 😀
      un beso,
      Ale.

  2. Estoy completamente de acuerdo con las palabras de Teresa de Calcuta, pero añadiría que generamente quien muere de hambre muere “en y de” soledad.

    Desgraciamdamente esto pasa. Pienso que la sociedad está más enferma de lo que parece.

    el tema desde luego da para mucha reflexión.

    No conocía esta adaptación que naturalmente buscaré para mi hija.

    Un besico y gracias!

  3. Hola Ale, una buena reflexión, nos daría para charlar largo tiempo. La familia eso que debería ser, como bien dices, el sitio donde todo el mundo se debería sentir querido, tiene muchas carencias.
    Todos conocemos cosas mostruosas dentro de las familias, y cosas maravillosas, pero no por ser familia funciona bien, yo creo que depende de la gente que forme esa familia y su pensamiento ante la educación, la liberta, el repeto…. uf tan difícil.
    Un abrazo
    Teresa

    • Teresa:
      por supuesto, hay familias disfuncionales y siempre en ellas hay mucho dolor. Pero de las familias que son amorosas, salen seres humanos maravillosos. ¡Por eso vale la pena luchar por hacer de ellas un lugar de paz y concordia!
      un beso,
      Ale.

  4. Este es uno de mis libros favoritos, la segunda vez que lo leí me dejó más chocada incluso que la primera vez, es fantástico. Tengo que leer a Kafka, me lo has recordado! Besos

  5. Este libro es uno de mis favoritos, creo que el primero que leí de Kafka. Parece mentira la de cosas que da que pensar, y lo angustiante que es por momentos. La situación del protagonista es terrible porque se podría aplicar a muchas enfermedades reales tanto físicas como psicológicas, leyéndolo te das cuenta de lo importante que es el apoyo de tu entorno. Bsos

  6. Este libro es fantástico. Ideal para leer y releer y volver a releer.

    El autor es tan bueno que uno mismo puede sentir la angustia, la soledad, la incomprensión… es buenísimo.

  7. Tras leer la entrada primero y los comentarios después, le entran a una muchas ganas de ponerse con el libro! Estaba en la lista de pendientes un tiempo, y creo que no tardará…
    Un saludo!

  8. Has hecho una reseña muy dulce, y mira que el tema de trasfondo se las trae. Este libro es uno que tengo pendiente no de leer, sino de releer.
    Es tal y como lo explicas, así de cruel.
    Un abrazo

    • Icíar:
      ese sería un resumen perfecto: es cruel. Toda la situación lo es: desde que se convierte en insecto hasta como el mundo lo va aislando, su propia degradación…el final…
      un beso,
      Ale.

  9. En mi opinión Kafka no quería reducirlo al ambiente familiar, si no extrapolarlo a la sociedad en general, simbolizando el protagonista a aquellos que por ser diferentes son marginados y acorralados. La sociedad solo admite con facilidad, sin verse amenazada, al uniforme, al que es igual a los demás; el que trasgrede esta norma es inicialmente repudiado…
    Un beso,

    • Carmen:
      seguro que tienes razón, no se me había ocurrido pensarlo así. ¡Esto es lo bueno que tiene comentar las lecturas! uno aprende mucho del punto de vista ajeno 😉 ¡gracias!
      un beso,
      Ale.

  10. Recuerdo haberlo leído como tarea escolar. Como adolescentes, habíamos quedado totalmente enganchados con la historia.
    La reflexión de la Madre Teresa resume mucho de lo que vemos a diario.
    Saludos!

  11. la descripción de Kafka es genial, consigue plasmar la angustia vital. El fondo me pareció muy negativo, realmente te ayuda a reflexionar. Como Carmen opino que el autor no solo quería hablar de la soledad en la familia.

  12. Lo leí en el instituto y me sorprendió, impactó y me gustó muchísimo. Aunque después ya no he vuelto a leer nada más de este autor, a ver si algún día de estos le pongo remedio, aunque con tanto libro y tan poco tiempo… Me ha encantado la entrada, enhorabuena. Muchos besos.

  13. Ale, perfecta reflexión con un libro del que parecía que se había dicho todo; la relación con su padre es algo que Kafka llevó fatal durante toda su vida, le tenía pavor…
    La cita de Teresa de Calcuta nos la teníamos que llevar puesta, gracias por repartir amor con esa generosidad que te caracteriza,
    Un abrazo 😉

    • Loque:
      ¿tan mal me veo???? es que traigo una infección en los bronquios que no me la acabo…ella está acabando conmigo 😦
      ya me duelen los músculos intercostales de tanto toser cof, cof, cof
      un beso,
      Ale.

  14. Este libro es uno de esos que he leído en varias ocasiones y siempre he quedado muy impresionada ante lo ocurrido a Gregor Samsa: como bien dices, la familia estaba de lo más cómoda viviendo a sus expensas hasta que un día él no pudo más. Al convertirse en una carga en lugar de seguir siendo proveedor, empezó a ser despreciado incluso por su amada hermana… Increíble, además después el padre consiguió trabajo y todos salieron adelante sin problemas.
    Al final de todo nos damos cuenta de que nadie es indispensable realmente y que cada quien se aprovecha de quien puede. :/
    En este caso la carga psicológica se acentúa porque se trata del propio hijo “amado” (tan querido mientras pueda dar lo que se espera de él, claro). Gregor pudo haberse convertido en insecto, haber tenido un accidente que lo inmovilizara, etc… Coincido también en que la metáfora es lo menos importante.

    ¡Un abrazo!!

    • Andromeda:
      que terrible ¿verdad? que se nos condicione el cariño mediante el cumplimiento de ciertas expectativas que las más de las veces, no tienen que ver con quienes somos, que nos gusta y hace felices.
      Creo que aquí hay una lección: ¿quién soy yo en mi familia? ¿soy quien apoya? ¿quien hiere? ¿quien se marcha, como los inquilinos del libro cuando algo no va como desean? ¿quien es agredido? y siendo cualquiera de estos, siempe es posible el cambio para bien. En unos casos, esto implica dejar a la familia. Pero si es para estar mejor y crecer ¡sea!
      un beso,
      Ale.

  15. Lo leí en la adolescencia, recuerdo que me produjo angustia y desolación, pero no recordaba nada del argumento, bueno, sólo que él era vendedor y que se convierte en coleóptero. Ahora, con tus explicaciones, comprendo porque me resultó tan duro.
    Un saludo y que te acabes de mejorar.

  16. No he leído aún este libro, pero con tu reseña y los comentarios y reflexiones sobre el mismo me he quedado con ganas. Esta sería una buena edición para hacerlo.
    Un beso.

  17. Yo también la leí hace muuuuuuuuuuuuucho tiempo (quizás con alguna “u” más), jejeje, lo que recuerdo de ella, o mejor dicho lo que se me quedó grabado es el “egoismo cruel” que en ella se reflejaba. Pero junto con esta sensación también se me quedó la de que era una gran obra.
    Un saludo.

    • Jesús:
      me hiciste reir con lo de las “uuuu” jajaja. Ciertamente, su familia, el jefe, los inquilinos eran todos muy crueles. Cada uno pensando sólo en su propio bien. Muy triste. Y coincido contigo también en que es una gran obra.
      Un abrazo,
      Ale.

  18. Todo un clásico. Me ha gustado tu reseña. Unas maravillosas reflexiones sobre la familia y la soledad.
    Y como dice tu hijo, “no me lo puede creer”, pero la realidad supera muchas veces la ficción.
    Un abrazo

  19. La primera vez que lo leí -hace mil años- lo abandoné en el momento en que se le incrusta esa manzana entre las alas. ¡Uf, que repelús!
    Hace dos o tres años volví a intentarlo -en parte influída por los coemntarios de Juan Jose Millás- y me gustó mucho.Fijate sin embargo que no se me ocurrió que la metamorfosis tenía que ver con su familia.
    Si me fijé en que al principio se averguenza de si mismo y procura esconderse pero luego, poco a poco, va haciéndose a su nuevo ser e incluso “disfrutando”
    También me llamó la atención la relación con su hermana. Al principio ella se encarga de alimentarlo y limpiar la habitación y el se lo agradece pero poco a poco, se produce el cambio; ella en lugar de sentirlo como una muestra de afecto hacia él lo va sintiendo como una carga; por su parte él, deja de valorarlo y empieza a pensar que es un deber.

    Después de leer esta entrada, me apetece releerla.

    • Lammermoor:
      no creo que lo de su familia influyó en la metamorfosis…de hecho el libro no lo plantea así. Simplemente un día amaneció convertido y no dice más. Soy yo la que dice que a veces, con el trato, hay familia que hacen que sus miembros se sientan como insectos. Pero Samsa, antes de este episodio, era apreciado por ellos. Es cuando necesita su ayuda que ya no les gusta…
      Supongo que todos, cuando estamos impedidos, enfermos o algo no nos ha salido bien, tratamos de ocultarlo, como Samsa que se averguenza y se esconde (como dices tú). La enfermedad enseña mucha humildad…
      ¡Cuantas cosas no hay que comienzan siendo muestras de afecto y los demás asumen después que es obligación! que triste ¿verdad? y se da entre amigos, familiares, matrimonios, hijos y padres…en fin, que la lista es grandísima.
      Un beso,
      Ale.

  20. Leí el libro hace años…y Kafka es un maestro de la descripción. Me sentí igual que esa “cucaracha” que describe…y las palabras de tu hijo tienen mucho sentido…nadie debería sentirse así. La Madre Teresa de Calcuta hablaba muchas veces de esa pérdida de amor que sufre el mundo.

    Necesitamos de amor para crecer, para favorecer nuestra inteligencia: emocional y lógica…El Amor hace que las cosas se vean de un modo distinto.
    Un abrazo…preciosa reflexión sobre el libro, Ale.

    • María:
      yo creo que como dicen los beattles “all you need is love” y que este compone todo lo que el hombre descompone 😉 pero ¡ahh que difícil darlo cuando no nos lo dieron! ¡o que no lo hubo en el hogar que es donde nos formamos y aprendemos a comportarnos!

      Ciertamente aún ese ambiente, o falta de cariño no son lo único que puede predisponer nuestro destino. Tenemos conciencia, y esta es deber de cada uno cultivarla. Dale Carnegie decía que el había conocido una vez a dos hombres, hijos de un asesino. Uno era asesino y estaba esperando sentencia; el otro era sacerdote. A la pregunta de ¿por qué eres así, como fue que te convertiste en esto? ambos contestaban lo mismo: con un padre como el mío ¿qué podía esperarse?. A uno le dió por ser igual, al otro por ser diferente. Seguro que uno de ellos tuvo más amor en su vida y de ahí la diferencia.

      Un beso,
      Ale.

  21. Hola, muy buena reseña, yo leí este libro hace mucho tiempo, y luego lo volvía a releer unas cuantas veces más…esto me llevó a enamorarme irrrrrremediablemente de Kafka, y seguí leyendo toda su obra. A mi me pareció una novela alucinante, del que se pueden sacar un montón de lecturas diferentes, no sólo un reflejo de lo que puede pasar y pasa muchas veces en la familia, sino también como un reflejo del ciudadano en la sociedad actual. Lo que más me sorprende de todo esto, es que la gran mayoría de la gente a la que le comentaba que estaba leyendo este libro, no sabían leer entre líneas y no encontraban el significado final del libro, sólo veían lo que es el proceso de la metamorfosis en sí, y al bicho en sí, sólo sabían decir que era un libro asqueroso y que Kafka era una persona muy retorcida al escribir sobre un hombre que se transforma en un bicho asqueroso….Por otro lado, si te gustó leer la Metamorfosis, prueba a leer El Proceso de Kafka y entonces caerás rendido a los pies de este escritor. Un saludo

    • Kericolo:
      ¡que gusto recibirte por aquí! como bien dices, a este libro se le pueden dar varias lecturas…esta es sólo la que yo le di y la tuya ayuda a que amplíe mi experiencia del libro ¡gracias! tomo nota de tu recomendación para hincarle el ojo dentro de poco ¡ya verás!
      Saludos,
      Ale.

  22. Fue el primer libro que leí, y digo el primero porque fue mi primer acercamiento con la literatura de verdad, este libro me produjo tantas emociones, tantos sentimientos encontrados pues fue justamente en mi paso por la adolescencia, esa etapa en la vida que te marca de muchas maneras.
    Recuerdo que fue una personita quién me dijo que lo leyera, alguien más joven que yo y tengo muy grabado ese primer intento con Kafka, hubo más puesto que durante muchos años se convirtió en mi autor favorito, leí casi todas las obras que de él se conocen pero la metamorfosis es mi favorita, es entrañable, es desgarradora, es como un espejo en aquellos momentos en que te sientes como una cucaracha, como el insecto que envolvió el cuerpo y el alma de Gregorio Samsa esa mañana. La metamorfosis me produjo leerlo tres veces en tres diferentes momentos de mi vida y siempre me conmovió, las tres veces me hizo llorar, estas historias son las que gustan, las que mueven, las que son dignas de leer una y otra vez y una y otra vez divulgar.
    Franz Kafka es mi mejor referencia bibliográfica para todos aquellos que un día despiertan y sienten la necesidad de afecto y comprensión desinteresada, la necesidad de seres que los amen sin reservas, es simplemente una obra maravillosa, la mejor de él y si ya estás de paso, Cartas al padre que sea la segunda vuelta, vale la pena intentarlo´.

    • Milena:
      tengo Cartas al Padre ya cargada en el lector electrónico y ahora me lo has recordado. Intentaré leerla en las vacaciones decembrinas 😉
      Así que es uno de los autores que prefieres…yo sólo he leído este libro de él, y ciertamente me pareció impactante la manera de describir su soledad, el aislamiento en el que se sentía. Un autor que vale al pena no perder de vista.
      Un abrazo,
      Ale.

  23. Te suena el nombre de Milena???bellísimas cartas, tengo la fortuna de conocer a alguien que se quedó atrapado en otra época jajaja, no tendrá el estilo de este Kafka pero en romántico y lleno de amor medio asustadizo, como quien quiere y no jajaja creo que quizá se le parece. El castillo, qué barbaridad, una y otra vez te sientes en un laberinto del cual no puedes salir ni escapar, trabajas y trabajas, crees y te produce algo el saber que te encuentras a merced de alguien a quien nunca haz visto y por momentos no tienes la certeza de que exista realmente y sin embargo ahí permaneces, estático, como un títere, creo que Kakfa fue tan adelantado que mira, hay que echarle un vistazo a lo que estamos viviendo actualmente, es un desasosiego, un mundo en el que no sabes ni para quién trabajas, te encuentras a veces más que otras en un hoyo.
    El proceso….lo repito como la burocracia de hoy y así podríamos seguir, tengo muchas imágenes de internet claro esta de este autor, me apasiona su vida quizá por desoladora y trágica, ojalá alguien comentara más sobre su vida o lo que se conoce de él y su familia, me interesa mucho, mil gracias por este espacio y por tu respuesta, mil gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s