LIBRO: La Jóven de las Naranjas

naranespLA JOVEN DE LAS NARANJAS

Jostein Gaarder

Editorial Siruela

Soñar con algo improbable tiene un nombre:

Esperanza.

Georg, un jóven de 15 años recibe una carta de su padre, muerto hacía 11 años. Cuando el padre supo que iba a morir por una enfermedad, se da a la tarea de escribir una carta a su hijo, y en ella le pide que conteste una pregunta (y el lector, en este caso yo) también me la he preguntado –NOTA, quizás esto le quite el chiste al libro si quieren leerlo, entonces, no lean lo siguiente- :

¿Eligiría nacer, y conocer la vida en toda su intensidad, sabiendo que puede durar sólo un instante? ¿O bien, rechazaría esa oferta?

Jan Olav, el padre de Georg, le cuenta cómo fue que se enamoró de la jóven de las naranjas. La emoción trepidante del primer encuentro, cómo la estuvo buscando en muchos lugares para volver a encontrársela, cómo se separan y vuelven a encontrarse.

Georg es la consecuencia de muchos encuentros “casuales” (y lo pongo entre comillas porque pienso que hay cosas en la vida que no son para nada casualidades, tenían que suceder), que de no haberse dado, simplemente Georg no estaría en este mundo.

A mi lo que me deja el libro es la certeza de que la vida es una asombrosa aventura, que merece ser vivida al máximo cada día. Porque nadie sabe cuando terminará la suya. Hoy estoy aquí; mañana, sólo Dios sabe. Las “casualidades” que me han puesto en contacto no sólo con el maravilloso hombre que es mi marido y que me ha dado los tres hermosos hijos que tengo (mamá gallina verdad….¡presente!), sino con todos ustedes que leen estas palabras. ¿Qué hilos misteriosos se han movido en el universo para que hoy podamos tener una relación cibernética?

Al final el autor propone que los jóvenes pregunten a sus padres cómo es que se conocieron, cómo es que coincidieron en un tiempo y espacio determinado en esta vida, y a consecuencia de ello, existan ellos en el aquí y ahora.

Cuando mi suegra enfrentaba un cáncer, compré un libro que se llama “Cuéntame tu historia abuelita” que más bien es un cuaderno para que el abuelito narre su vida. Pasaba tardes con mis hijos en casa de ella, y mis hijos iban haciéndole las preguntas del libro y escribiendo las respuestas en él. Resulta que mis suegros siendo novios pelearon por algo y mi suegro estaba por emigrar ya a los EUA, cuando momentos antes de subirse al tren que lo llevaría a ese destino, llegó una carta de mi suegra con lo que el cambio su itinerario y su vida. Fue a ver a mi suegra para proponerle matrimonio. Mi hija mayor gritó “¡Que suerte que esa carta no se perdió en el correo porque si no, yo no existiría!”.

Anuncios

6 comentarios

  1. Hola Ale:

    Qua padre!!! la historia de amor entre tu Abuela y Abuelo, es un relato romantico “de aquellos tiempos” escribir los sentimientos y los pensamientos en una carta tenía un invaluable valor, la fuerza de las palabras escritas marcaban nuevos relatos de vida; me encanto cuando tu Abuelo recibe la carta que lo hace cambiar de rumbo, que incógnitas estas las del amor. Quién sabe si hoy día existan parejas que después de un problema, con las palabras escritas, vuelvan a unir sus corazones, creo que si, por eso de los enojos, sombrerazos y zapatazos jejeje, creo que aveces es mejor escribir.

    Saludos,
    Esmeralda.

    • Hola Esme:
      Coincido contigo…a veces es mejor escribir. Tiene uno tiempo de darse cuenta de qué es lo que te molesta,
      cómo vas a explicárselo al otro, y a veces, uno descubre muchas cosas cuando comienza a escribir que no
      sabías que tenías guardadas…

      Un abrazo,
      Ale.

  2. Que bonito libro, me ha encantado, lo buscaré.
    Me ha gustado tu reflexión sobre la vida.
    Pienso lo mismo, qué habrá pasado para que estemos por aquí escribiendo de libros y encontrándonos en nuestros blogs? me fascina esto de internet.
    Yo desde España y tú no lo sé, pero no hay distancias.
    Un saludo
    Teresa

    • ¡Hola Teresa! ¡que gusto leerte!
      Pues yo estoy acá en méxico; en Guadalajara para ser más
      exactos. Leeeeeejos de donde tú estás….jajaja…nos separa
      un océano, y sinembargo, internet quita las distancias, como dices
      tú.

      Creo, como dice el libro de la profecía celestina, que todos los
      encuentros estaban predestinados. Y yo incluso añadiría estos
      virtuales.

      ¡Que bonito es coincidir!

      Te mando un abrazo,
      Ale.

    • Gaarder tiene muchos libros muy buenos, y el Mundo de Sofía me parece una excelente manera de que los jóvenes tengan un acercamiento a la filosofía. Muy ameno, claro y con misterio incluído 😉 la película me gusta bastante menos…
      Un abrazo,
      Ale.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s